Cómo limpiar el aluminio

Cómo limpiar

Trucos y consejos para limpiar tu hogar y objetos. Limpieza rápida para todo tipo de electrodomésticos, telas, metales y superficies

El aluminio tiene belleza y brillo natural. A través de la anodización y la pintura se le puede dar un aspecto diferente. Sin embargo, sin limpiezas periódicas, la superficie del aluminio perderá su brillo y se estropeara. El proceso de limpieza del aluminio depende en gran medida del producto de limpieza que uses.

Cómo limpiar aluminio

Limpieza de utensilios de aluminio

Productos para limpiar el aluminio

  • Agua.
  • Vinagre.
  • Crema de tártaro.
  • Bicarbonato de Sodio.
  • El zumo de un limón.
  • Estropajo de acero.
  • Guantes de goma.

¿Cómo limpiar utensilios de aluminio?

  • Lava el recipiente de aluminio para eliminar la suciedad y después sécalo.
  • Mezcla 1 cucharada de crema de tártaro, vinagre o jugo de limón con un litro de agua. Mezcla esta solución y colócala en el recipiente.
  • Coloca la solución en el horno a fuego medio hasta que el agua comience a hervir.
  • Si tiene algún utensilio de aluminio para limpiar, colócalo dentro del recipiente también.
  • Hierve la mezcla durante 10 minutos o hasta que la decoloración se haya ido.
  • Cuando la decoloración se haya ido y el recipiente se haya enfriado, usa guantes de goma y limpia la bandeja el estropajo de acero.
  • Frota el estropajo de acero muy suavemente con un movimiento de ida y vuelta. Evita usar movimientos circulares ya que esto puede causar un aspecto desigual.
  • Además, ten cuidado de no frotar demasiado fuerte con el estropajo de acero, ya que puede rayar el aluminio.
  • Para limpiar el exterior de los recipientes, aplica un limpiador suave, no abrasivo o un pulidor de plata.

Limpieza del fregadero de aluminio

Productos para limpiar el fregadero de aluminio

  • Bórax.
  • Paños suaves de tela limpios.
  • Agua.
  • Guantes de goma.

¿Cómo limpiar el fregadero de aluminio?

  • Lava la suciedad y el polvo con un detergente suave
  • Enjuágalo.
  • Espolvorea el fregadero entero con bórax.
  • Humedece el paño suave con agua y utilízalo para frotar cualquier resto de suciedad.
  • Enjuaga a fondo con agua limpia.

Limpieza de las superficies exteriores de aluminio

Si necesitas limpiar superficies de exterior como ventanas, revestimientos, puertas, ... a continuación te decimos como:

Productos necesarios

  • Un detergente suave.
  • Agua caliente.
  • Disolventes especiales.
  • Paños suaves de tela limpios.
  • Guantes de goma.
  • Manguera de agua (opcional).

¿Cómo limpiar las superficies exteriores de aluminio?

  • Elije un día en que la temperatura no sea ni demasiado alta ni demasiado baja para limpiar el exterior del aluminio. Si el aluminio está demasiado caliente al tacto o la temperatura está por debajo de diez grados centígrados, vuelve a intentarlo otro día.
  • Llena un cubo con agua tibia y añade un detergente suave.
  • Utiliza el paño para limpiar el aluminio y elimina la suciedad.
  • Enjuaga a fondo con agua limpia. Una manguera es especialmente útil para esto si estás limpiando una superficie grande, ventanas, revestimiento, etc.
  • Para sustancias más difíciles de eliminar como el alquitrán, tendrás que encontrar un disolvente especial para eliminarlo. Estos están disponibles en la mayoría de ferreterías y tiendas para el hogar.
  • Prueba un área pequeña primero con el disolvente para asegurarte de que no daña el aluminio o elimina cualquier pintura que pueda estar en el aluminio.
  • Cuando la sustancia se quite, lava con un detergente suave de nuevo para eliminar todo el disolvente.
  • Enjuaga bien y sécalo con un paño limpio.

Consejos y trucos

  • Si no te atreves a usar un estropajo de acero, trata de utilizar bicarbonato de sodio o jugo de cáscara de limón para eliminar la suciedad acumulada.
  • Intenta quitar las manchas con una pasta dental blanqueadora que contenga bicarbonato de sodio y peróxido. Sólo tienes que aplicarlo con una toalla de papel seca y frotar con movimientos circulares hasta que se haya ido la mancha.
  • El bórax también se puede utilizar para limpiar las superficies para cocinar y de la cocina en general, pero asegúrate de enjuagar bien antes de volver a usar la superficie.
  • Para devolver el brillo a las ollas de aluminio, hervir durante un par de minutos con cáscaras de manzana.

Artículos relacionados con Cómo limpiar el aluminio